Misioneras Teatinas de ayer y hoy...

Todos los niños son iguales...



Fui a Madrid en el AVE el fin de semana de Todos los Santos. Como suelo llegar con tiempo me senté en mi asiento a esperar la salida del tren.
Delante de mí había un matrimonio con dos niñas de unos 8 y 10 años. Iban 3 días a conocer Madrid y sobre todo las niñas expresaban su alegría y sus nervios de la aventura. La mama, había comprado regalos para todos. Regalos que por las caras de sorpresa eran un secreto. A las niñas unos libros especiales para niños del Museo de Prado. La alegría con que éstas recibieron el regalo era enorme. Se pusieron a hablar y comentar sobre los pintores, tales como Velázquez o Van Gog, como adultos bien formados en pintura. (Yo estaba extasiada de verlas tan pequeñas hablar así). Al papá le regalo una Guía de Madrid. Para ella, nada.

Tanto las niñas como el marido le agradecieron el regalo con un fuerte abrazo y enorme cariño. Yo los miraba emocionada por varias razones:
Hay familias unidas, que saben disfrutar juntos de un viaje, de unos libros y de cosas pequeñas. En esta época en que se habla tanto de divorcios y de conflictos generacionales me encantó ver a esta familia que siembra esperanza.
Como podéis imaginar, me trasladé en una fracción de segundo a Materí.
Contemplé nuestras familias de allí, sus casas, sus trabajos, su entorno y me quedé pensando….
Pensé en los niños que van a la escuela (y en los que no van) con sus alpargatas por los caminos polvorientos y su bolsa de saco de arpillera donde no hay mucho más que una pizarra y un par de cuadernos, y tantas veces con el estómago vacío. A estos niños nadie les habla de pintores o escultores, nadie les regala cuentos que les formen su personalidad y les aumenten su cultura.


Estos niños, ya desde bien pequeños sólo piensan en cómo se van a procurar el boli cuando ven que al único que tienen se le va acabando la tinta. Y cuando llegan a sus humildes casas miran con ansia el hogar esperando que su madre encienda el fuego para cocinar la pasta de maíz que les llene el estómago. Estos niños también quisieran tener libros y ver paisajes de otras tierras y conocer tantas maravillas como puede hacer el hombre de hoy, pero…
¿Podemos decir que todos los niños son iguales? Pues SÍ. Son todos iguales, la diferencia es que a los míos, que son muy inteligentes, les falta la oportunidad de avanzar y vosotros podéis proporcionársela.
Gracias por todo lo que hacéis por ellos.
Encarnación

Read more

Construcción de una Escuela en BURKINA FASO

Construcción de una Escuela en BURKINA FASO
Con tu ayuda, ¡ es posible !

¿Cómo puedo colaborar?

¿Cómo puedo colaborar?
¡Infórmate! ¡Apadrina!

Se conectan desde ...

Para saber más

Para saber más
visita nuestra web oficial

Amigos de las Misiones Teatinas en el mundo...


counter

Blogs Teatinos

  • CAPÍTULO GENERAL - La Congregación de Religiosas Teatinas de la Inmaculada Concepción, celebrará su XI Capítulo General, en la sede de la Casa General de Roma los d...
    Hace 2 años
  • Carrerismo y Titulitis.... - Queremos compartir con los lectores de este blog vocacional un artículo inquietante sobre el fenómeno que Su Santidad, Benedicto XVI ha analizado sabiame...
    Hace 6 años
  • JULIO 2010 - *Sueño con comunidades fieles a los Hechos de los Apóstoles. * *Son sueños de un pobre cura de pueblo, * *pero que me entusiasman. * *Sueño con comunidades...
    Hace 6 años